Las Salas que conforman el TSJ dictaron en el año 2020 un total de 1.215 decisiones

85

Caracas.- Con las notas del Himno Nacional de la República Bolivariana de Venezuela inició formalmente la Sesión Solemne de Apertura de Actividades Judiciales 2021 y presentación del Informe de Gestión correspondiente al año 2020.

El presidente del Tribunal Supremo de Justicia, Maikel Moreno, comenzó la presentación del documento del Poder Judicial venezolano, donde estuvo acompañado del presidente Nicolás Maduro e hizo un reconocimiento al mandatario por asumir las medidas necesarias para contener el avance del Covid-19 en el país.

Acompañaron al jefe de Estado los presidentes de la Asamblea Nacional (AN), Jorge Rodríguez; del Consejo Nacional Electoral (CNE), Indira Alfonzo y del Consejo Moral Republicano, Elvis Amoroso.

El magistrado indicó que «En el Poder Judicial adoptamos nuevas formas de administrar justicia, sin salirnos de la Carta Magna, pero ajustados a la nueva realidad del 2020».

Durante el 2020, este Tribunal decretó la omisión legislativa de la anterior Asamblea Nacional y garantizó la elección de los rectores del Consejo Nacional Electoral, quienes organizaron las elección del nuevo Parlamento, señaló.

Reconoció la transparencia del órgano rector electoral y la gran tarea desempeñada. «En 2020 le dimos una lección al mundo que las decisiones de Venezuela la toma su pueblo venezolano. Felicitamos a la nueva AN, cuentan con nuestro apoyo», agregó.

En un exhorto a los diputados del Parlamento Nacional, instalada el pasado 5 de enero, Moreno propuso debatir “reformas urgentes para la transformación de los sistemas de leyes adjetivas y sustantivas para hacerlas más simples y más funcionales, así como: Código Penal, Código de Procedimiento Civil, Leyes especiales inherentes a la lucha contra el terrorismo y la delincuencia organizada, Ley Orgánica de Drogas y Ley contra la Corrupción.

“Deben revisarse y reformarse”, puntualizó, al tiempo que indicó que Venezuela requiere de un marco legal que “responda a las necesidades del país”.

Moreno informó que en 2020 inauguraron el Palacio de Justicia en el estado Portuguesa y 28 sedes judiciales, para dar espacio a la implementación de 38 nuevos tribunales de primera instancia y 12 cortes de apelaciones.

Asimismo, aseveró que en 2020 implementaron medidas de bioseguridad recomendadas por la Organización Mundial de la Salud y ratificadas por el Ejecutivo Nacional, para garantizar la prestación del servicio de justicia, a pesar de la pandemia del Covid-19.

Además, se incorporaron medios telemáticos para la realización de actos de comunicación y otros de carácter jurisdiccional, inherentes a las fases de investigación e intermedia del proceso penal.

«El Poder Judicial ha enfrentado con hidalguía los desafíos que se nos han presentado. Quisieron quebrar al país y se consiguieron con la fuerza de nuestra identidad. Quienes pidieron intervenciones salieron por la puerta de atrás», destacó.

«El diálogo no será una cortina de impunidad. Los que se aliaron con potencias extranjeras para robarse los recursos del país, encontrarán en el TSJ un árbitro imparcial, pero implacable. No existe reconciliación sin perdón, y no existe perdón sin justicia», acotó.

Las Salas que conforman el TSJ dictaron en el año 2020 un total de 1.215 decisiones, afirmó.

En 2020 se realizó un Plan para el Descongestionamiento de Salas de Retención Preventiva y Centros Penitenciarios, con 367 actividades en el ámbito nacional y atendiendo a 16.612 privados de libertad.

El presidente del máximo órgano judicial señaló que en 2020 participaron en la Cumbre Judicial Iberoamericana, llevando la voz del Poder Judicial venezolano a todas las instancias judiciales de Iberoamérica.

El Poder Judicial ha adoptado las nuevas formas de administrar justicia sin salirse de la Carta Magna, tomando en cuenta esta nueva realidad surgida a raíz de la pandemia del Covid-19, puntualizó.

Agradeció a los presidentes de las Cortes y Tribunales Supremos de Justicia de los países amigos, Cuba, Rusia, China, Turquía, entre otros, por su acercamiento y solidaridad con el Poder Judicial.

«Cuenten con el TSJ para apoyar las acciones judiciales. No permitamos que el Esequibo se convierta en una excusa para que la paz de la región sea perturbada» y añadió que «Aquellos que intentaron utilizar los espacios del Poder Legislativo para aniquilar la República y adueñarse del país, deben ser sancionados conforme a la ley».

Fuente El Universal