Determinan que madre e hijos envenenados murieron por la ingesta de insecticida

152

El Tigre.- Luego del hallazgo de los cadáveres de una madre de 24 años de edad y sus dos hijos de 5 años y un año y 11 meses, la evaluación forense practicada a los cuerpo, determinó que murieron por la ingesta de insecticida y no por el consumo de yuca amarga como se había presumido inicialmente.

Al parecer Girseida Coromoto Medina Maigua, había tenido una discusión con su esposo, situación que la llevó a tomar la decisión de ingerir el insecticida en forma líquida y dársela también a sus dos hijos.

Cabe recordar que los tres cadáveres fueron localizados en horas de la tarde este viernes 29 de noviembre, en una cama dentro de su vivienda, ubicada en la calle Buenos Aires de la población de la Canoa, municipio Independencia.

El hallazgo lo hizo la madre de la chica y abuela de los niños Idamelis Maigua, luego de extrañarse que su hija no había ido hasta su casa, porque la visitaba a diario.

Los resultados de la evaluación forense descarta que la muerte fue por el consumo de yuca amarga como se había manejado inicialmente, ya que además pesquisas del Cicpc sub-delegación El Tigre, localizaron el envase del insecticida de nombre Lannate, usado por la familia para proteger la siembra que tenía.