Dr. Fernando Guevara recibió reconocimiento de la Sociedad Venezolana de Pediatría

213

Al hacer un balance de los niveles de desnutrición infantil en el país dijo que la generación del futuro se dice que se la llamará la generación Pitufo por la baja talla y poco peso

El Tigre.- El pasado 2 de noviembre, la Sociedad Venezolana de Pediatría (SVP) filial Anzoátegui, con motivo de celebrar sus 50 años de fundada,  realizó la jornada de pediatría “Dr. Fernando Guevara”  en el Centro Médico Anzoátegui de  Lechería,  estado Anzoátegui, en reconocimiento a  este destacado médico, con el fin de exaltar la trayectoria pediátrica, patológica, gremial y básicamente social de este galeno.

Este honor fue por la trayectoria que la directiva de la Sociedad Venezolana de Pediatría, tras  evaluar  y considerar que el doctor Fernando Guevara ha venido desarrollando como pediatra, pero más como dirigente social en la zona sur del estado Anzoátegui.

Además fue nombrado miembro honorario de la Sociedad Venezolana de Pediatría. En ese acto, también al doctor Carlos Araque, connotado pediatra y hematólogo de la zona, le  fueron reconocidos sus méritos e igualmente fue nombrado miembro honorario  de la SVP, que es el escalafón más alto que algún profesional puede escalar en una sociedad científica.

Un reconocimiento para todos

 “Para los pediatras de la zona centro sur de Anzoátegui es un reconocimiento que se le hace al cuerpo de pediatras, a todos los que aquí trabajamos. En lo que a mí me confiere, es un honor este reconocimiento, pero a la vez es un compromiso que uno adquiere con la Sociedad de Pediatría y con la sociedad misma como tal para seguir trabajando y seguir  luchando por la sociedad desde el sitio en el que uno trabaja”, comentó Guevara, quien además es un reconocido hematólogo, director del Banco de Sangre del Hospital de El Tigre y presidente del Colegio de Médicos de la Zona Sur de Anzoátegui.

Críticos desde el consultorio

En su intervención durante las jornadas,  Guevara pido a sus colegas pediatras, “después de una evaluación de los problemas que tienen los pediatras en el país y lo que tienen que enfrentar a diario como los niveles de pobreza y desnutrición, es que tenemos que ser muy críticos ante la situación que tenemos  y que hagamos de los consultorios no solamente una solución para la salud, sino que hagamos de ellos, una trinchera donde se le aclare a la gente la situación de la salud hoy de los niños, aparte que hagan valer los derechos y los deberes que tienen los padres con los niños”.

Mayor compromiso

Este reconocimiento, lo recibe el doctor Guevara, exactamente como el compromiso de seguir trabajando y demuestra que no importa el sitio donde se trabaje, sino cuanto eres capaz de integrarte a la sociedad. “Puedes trabajar en Pariaguán, en El Tigre, en Barcelona o en Caracas, pero si tú eres un luchador social nato o eres una persona que trabaja con honestidad, con rectitud y haces las cosas bien, lógicamente, hace que tus méritos sean reconocidos”, subrayó.

“Hoy día para los pediatras no es fácil desempeñar su labor. En Venezuela se estima que hay una cifra de 18 millones de personas que no tienen acceso a la canasta básica, tienen dificultades alimentarias, tienen problemas para conseguir el consumo calórico adecuado, pero también hay problemas de diagnóstico y de tratamiento  en los hospitales y eso hace que las posibilidades de fallecer en un centro asistencial público o privado cada vez sean mayor”, acotó el especialista.

Una tarea compleja

“Los médicos, sobre todo los pediatras, somos defensores de los derechos humanos, y hoy día cuesta mucho más hacer un trabajo de calidad, independientemente de que tú estés en un  sitio público o privado. A los pacientes o familiares les es muy difícil costearse un tratamiento, aunque el médico se lo prescriba lo más racionado posible. En la consulta uno evalúa al paciente y le pregunta que cómo se siente y prácticamente está como vino la primera vez porque la mayoría de las veces la gente no se toma el tratamiento porque no tiene  cómo comprarlo y en la mayoría de los hospitales no puedes proveérselos”, refiere.

Continuó afirmando que “la desnutrición infantil en Venezuela actualmente no es una mentira. Es alarmante. Se estima que el 33% o 40% de los niños están desnutridos. Hay niños que tienen seis años y pesan 14 kilos cuando debería pesar por lo menos 20 kilos. Tanto que hoy se habla que la generación del futuro la vamos a llamar la generación Pitufo, porque están muy flacos y muy pequeños”. (CSD).